La «mujer unicornio» cuya enfermedad desconcierta a los médicos

La anciana china Liang Xiuzhen se ha convertido en viral después de que le haya nacido un gigantesco cuerno en la cabeza

 

La «mujer unicornio». Este es el cariñoso apelativo que ha recibido Liang Xiuzhen, una china de 87 años residente en Sichuan (al suroeste del país) que, desde hace dos años, ha visto como le ha crecido en la coronilla un gigantesco y extraño cuerno. Y decimos extraño porque, a día de hoy, los médicos han informado que desconocen la causa por la que ha nacido. Su historia, a día de hoy, ya se ha hecho famosa gracias a YouTube.

Tal y como afirman varios diarios internacionales como el «Peoples Daily Online», esta curiosa historia comenzó hace aproximadamente dos veranos, cuando Xiuzhen se percató de que contaba en su cabeza con un pequeño lunar negro que le provocaba un severo picor. Su familia, tal y como se explica en el vídeo subido a YouTube, trató de mitigar el escozor con remedios caseros. Sin embargo, a las pocas jornadas dejaron de rociarla con potingues de la zona cuando vieron que de su cabeza estaba empezando a brotar un pequeño cuerno.

Aunque el apéndice apenas tenía el tamaño de un dedo meñique, la familia decidió llevar a su madre al hospital para que desvelaran que le sucedía. «A mi madre no le gusta ir al hospital porque piensa que la van a dejar ingresada, pero fuimos al médico y no nos pudieron diagnosticar la causa», explica el hijo de la afectada, Wang Zhaojun, en declaraciones que han quedado recogidas en YouTube. Desesperados, no pudieron más que regresar a su hogar y observar como iba evolucionando aquel extraño cuerno.

Así fueron pasando los meses hasta que, un día que Wang estaba lavando el pelo a su madre, golpeó accidentalmente el cuerno. Este, para júbilo de los presentes, se cayó de la cabeza. Parecía que el drama había terminado. No obstante, pronto fue sustituido por otro que comenzó a crecer rápidamente y pronto alcanzó los 12 centímetros de diámetro. Además, la piel de su cabeza empezó a enrojecer y a supurarde vez cuando como respuesta a esta cornamenta.

«En estos momentos es muy doloroso. Es tan doloroso que me despierta cuando duermo», explica la anciana. No es para menos pues, tal y como puede verse en YouTube, el cuerno se ha vuelto gigantesco. En palabras de los médicos, tan solo puede ser eliminado mediante lacirugía, aunque no la aconsejan en una persona de 87 años. También barajan la posibilidad de que sea un síntoma de cáncer, pero no pueden asegurarlo.

http://www.abc.es/tecnologia/redes

Deja un comentario