Cosas del Perro Morao

No hay texto alternativo automático disponible.

Siempre te queda un resquicio de tristeza cuando ves a tus amigos antiguos en una pereza crónica, en un “que bueno que nos vimos”, ¿Qué nos falta parara asegurar, remachar esa relacion antigua que nos hizo felices algún día?
Perseguir y finiquitar esa historia que nunca acaba, pero que siempre se puede fortalecer y darle un final inacabado, siempre lejos de historias anacrónicas, de una filosofía radical y lejos de toda pista de materia volátil, de sueños perecederos, de una situación amorfa y sin sentido.

Esta es mi reflexión para hoy
Hoy voy a pensar en ello

——————————————————————————————————–

En la mirada de un niño encontramos la inocencia, como en el sonido de un acordeon, un oboe
Así te busco yo
Entre sonidos estravagantes
En ese murmullo
En un tumulto de risas
En una algarabia
Bueno, eso
Eso es lo que me gusta de ti
En el sonido de una armonica lejana
En los acorde de una guitarra y en esa notas
Que Lucía pintará uno de estos días
En una hoja vacía

——————————————————————————————————–


No siempre los vientos soplan a nuestro favor, no siempre los calores de temporada nos calientan igual
Nunca digas de este agua no beberé ni este cura no es mi padre
Nunca digas nunca
Nunca
Ayer es hoy
Y mañana también

——————————————————————————————————–

Y cuando te fuiste y me dejaste con el corazón vacio, me fuí hacia aquellos parajes que desgastaron nuestros pies en aquellos eternos paseos, y si, en aquella roca gris estabas sentada mirando el horizonte esperando esa pleamar
Futuro,
Cuando me sentiste detrás de ti fue cuando soltaste esa frase lapidaria.
Tiré al rey en el tablero de la incertidumbre.
Preferí las tablas a una derrota.
Volveré cuando la bajamar
Estalle en tus oidos
Cuando las malditas piedras
Se queden descubiertas
Y los cangrejos se escondan
Y me digas que la vida
Como siempre
No es solo una sombra
Es una ola que golpea esa roca gris
Una sonrisa de colores

JAP

Pintura de Luis Medina

Deja un comentario