Las diez excusas más estrambóticas para no ir a trabajar

Por mucha imaginación que se ponga en el intento, será difícil alcanzar el grado de sofisticación que han encontrado algunos para hacer “novillos” en el trabajo.

Las diez excusas más estrambóticas para no ir a trabajar
Las hay para todos los gustos, pero algunas de ellas son realmente difíciles de creer. El diario británico The Daily Mail las ha recogido y ha hecho un listado de las más llamativas. Y realmente lo son.
Lo que no aclara el diario es si alguna de ellas dio resultado y el trabajador se salión con la suya:
1. ¡Jefe, un pollo ha atacado a mi madre!
2. Estaba jugando a los bolos y mis dedos se quedaron atrapados dentro de la bola.
3. Me hice un transplante de cabello pero las cosas no salieron como yo me esperaba
4. Estaba tan cansado que me dormí encima de la mesa, me dí un golpe en la cabeza y me hice daño en el cuello.
5. En mi casa irrumpieron vacas y tuve que llamar al agente de seguridad…
6. No podré llegar hoy porque mi pierna está dentro del cubo de basura.
7. Hoy no me siento demasiado inteligente para trabajar.
8. Tengo que cortar el césped para evitar una demanda de la Asociación de Propietarios de Hogar.
9. Me he quemado la boca en una tarta de calabaza.
10. Estaba en un barco en el lago Erie, me quedé sin combustible y la Guardia Costera tuvo que arrastrame hacia el lado canadiense.

http://www.larazon.es/noticia/6195

Deja un comentario