Músicas del mundo

Este Suzanne en la voz de Fabrizio de André es mar: algas, arena dibujada y caminantes sobre las aguas. Y manos que se acarician. Y ojos que miran. Hay versiones como esta o las de Enrique Morente que dejan de ser copias para transformarse en nuevos originales. Es el talento frente a lo que John Le Carré llama “la lesiva incompetencia”. Este Suzanne es un despertar por centímentros de piel en medio de un día gris  en un mundo al que le van prohibiendo los colores.

Ramón Lobo

http://blogs.elpais.com/aguas-internacionales/

Deja un comentario