El Barça de Shakira vs el de “Pep”

El Barça de Shakira vs el de "Pep"

El BayArena es una de esas cajitas de cristal con música, nieve, un bosque y un equipo de Champions dentro. Prestaciones de lujo para empleados de compañías alemanas. El Bayer Leverkusen sin embargo jamás alcanzó la rentabilidad del ácido acetilsalicílico, es un equipo industrial bien empacado con futbolistas de 1.90, pero sólo tres jugadas en el prospecto médico: adminístrese en tiros de esquina, saques de banda y saques de meta. Poca dosis de futbol incluso para un Barça adolorido. Guardiola volvió a incendiar las redes sociales, ¿qué carajo hacen Xavi y Piqué en la tribuna? Rechinaban Twitter Facebook. El técnico ajeno a la frivolidad confirmaba así que el soleo de Xavi y el Waka Waka de Piqué están delicados, lesiones de la edad, el mediocampista sufre por histórico y el central por inmaduro. Guardiola y Shakira le están pasando factura, Piqué sale más en la prensa rosa que deportiva, horas antes de viajar a Leverkusen había embarrado la mitad de su coche contra un camión. Con los octavos de final en rotativas el entrenador lanzó un mensaje de liderazgo descomunal, en este equipo no hay intocables. La medida cimbró al vestuario, le devolvió la humildad y lo enjuagó en linimento, el aroma de los futbolistas recios.

El partido arrancó con el Barça olfateando la presa, después de perder la Liga en la tundra pamplónica no estaban las cosas para salvajadas. El Bayer demostró por qué es un club de industriales, se movía con grúa. Poco a poco el mejor equipo del mundo fue recuperando las sensaciones. No fue un juego para coleccionistas, nadie se acordará de esta noche. Quizá Alexis (2) un duende austral, apareció cuando Messi más lo necesitaba y definieron la eliminatoria. El Barça vive, Guardiola lo rescató.

Deja un comentario