El Grito más Fuerte

Por: Salvador Camarena | 01 de febrero de 2012

 


En 150 días más ocurrirá la elección presidencial mexicana. De aquí a entonces, es muy probable que los partidos, sus candidatos y sus campañas se conviertan en el tema que logre los principales espacios de cobertura periodística. Eso no tendría nada de extraordinario de no ser porque algunos piensan que la sucesión en la presidencia no cambia en nada el principal problema hoy en este país: la violencia. Por lo anterior, ha surgido una iniciativa ciudadana que busca no solo que la agenda de las víctimas no sea desplazada, sino que incluso logre que más mexicanos se sumen a la exigencia de justicia que surgió el año pasado bajo el liderazgo del poeta Javier Sicilia y su grito catalizador de “estamos hasta la madre”.

“México vive en un estado de Emergencia Nacional. Más de 50 mil muertos, 12 mil desaparecidos y 120 mil desplazados son prueba de ello. Ante esta situación es imperante que los ciudadanos hagamos algo. No se Vale no Hacer Nada“, dice el comunicado dado a conocer la noche del lunes el Movimiento para la Paz con Justicia y Dignidad, dirigido por Sicilia, y El Colectivo El Grito más Fuerte, “un grupo de actrices, actores, cineastas, comunicadores” que ha creado una campaña que propone algo en apariencia muy simple: “ponerse En los Zapatos del Otro”.

Con un festival artístico en el Teatro de la Ciudad de México, el Colectivo presentó el lunes la campaña en la que con el apoyo “de la comunidad artística, hemos dado voz a familiares de las víctimas de la guerra. Ellos merecen ser vistos y escuchados. Más de 30 actrices y actores respondieron al llamado y se pusieron En los Zapatos del Otro. Sólo así, viendo lo que los otros ven y sintiendo lo que los otros sienten es que podemos contribuir a la reconstrucción de este país. Se trata de reconocernos en el otro”.

“La pieza principal de la campaña consiste en un video de cuatro minutos y medio en el que personalidades del mundo artístico y comunicadores dieron voz a algunas de las víctimas de la guerra que han elevado sus exigencias, sus rostros y sus historias desde que surgió el MPJD hace 10 meses, luego de que fuera asesinado Juan Francisco Sicilia, hijo de Javier, poeta y periodista”, informó Cencos, una ONG con larga historia en la lucha por los derechos de los mexicanos.

En la campaña se ve a los artistas Diego Luna, Bruno Bichir, Rodrigo Murray, Ana Claudia Talancón, Daniel Giménez Cacho, Héctor Bonilla, Ilse Salas, Sophie Alexander, Víctor Trujillo, Ely Guerra, entre otros, dar voz a Amada Puentes González, Carlos Moreno, Araceli Rodríguez Nava, Miguel Ángel Flores Camacho, Lucía Baca y Alfonso Moreno, Marisol Ricardez y Aracely Ramírez, María Herrera Magdaleno, Julia Alonso Carvajal, Guadalupe Fernández y Antonio Robledo, María Coronado, Oscar Vega y Pilar Ruíz, Carlos Castro Gurrola, Margarita López Pérez, Melchor Flores Landa, Vicente Castro y Sofía Santillán, Carlos Rafael López Muciño, Julián LeBarón y Javier Sicilia, todos familiares de víctimas.

“Yo lucho para que lo que me paso a mí no te pase a tí”, dicen en el mensaje final del vídeo. Con esta campaña “buscamos sumar esfuerzos“, dice el Colectivo, “si empezamos en nuestra casa, luego en la colonia, en el pueblo, la ciudad, sí se hace una diferencia. Nosotros no obedecemos a ningún partido político, ni tampoco la ideología de ningún grupo. Nosotros respondemos al llamado de las víctimas de la guerra, al llamado del Movimiento por la Paz con Justicia y Dignidad, al llamado de México”.

Las familias víctimas no quieren volver a desaparecer, ni por las campañas electorales ni porque alguien piense que las personas asesinadas “algo habrán hecho” para merecer ese destino, como durante mucho tiempo fue común escuchar en México sobre los muertos en el marco del combate al crimen organizado. Por eso, el Movimiento por la Paz con Justicia y Dignidad quiere que también los candidatos presidenciales se pongan en los zapatos de la víctimas. “Estamos pensando tener un diálogo en mayo con los candidatos a la Presidencia de la República de manera que se ponga la agenda de la paz en el debate electoral”, dijo el lunes en rueda de prensa Emilio Álvarez Icaza, vocero del MPJD.

En 2011, las víctimas lograron por fin sentarse frente a frente con el presidente Felipe Calderón y con representantes del Congreso. Esas entrevistas fueron públicas y transmitidas por algunos medios de comunicación. Así que se antoja difícil que los candidatos logren evadir una cita con las víctimas. A ver cuál de los candidatos logra mandar el mejor mensaje de que sabe ponerse en los zapatos de los otros.

http://blogs.elpais.com/contando-america

Deja un comentario