Pisto a la bilbaína

pisto bilbaina

Ingredientes

Para cuatro personas

  • 2 calabacines grandes

  • 1/2 kg. de tomates maduros

  • 1 pimiento verde grande

  • 1 cebolla grande

  • 1 diente de ajo

  • 4 huevos

  • Aceite de oliva virgen

  • Azúcar

  • Sal

Preparación

Escaldar los tomates en agua hirviendo, pelarlos y despepitarlos. Cortarlos en trozos grandes, como de medio gajo.

Picar la cebolla. Quitar el troncho y las pepitas al pimiento y cortarlo en trozos medianos, de unos 2 o 3 centímetros.

Calentar un buen chorro de aceite de oliva en una sartén grande, y dorar la cebolla a fuego medio durante unos 5 minutos. Remover de vez en cuando para que no se queme. Añadir el pimiento y el diente de ajo, y dorar 5 minutos más.

Cortar cada calabacín longitudinalmente en cuatro trozos, y eliminar algo de la parte central en la que están las semillas. Cortar los trozos en daditos y añadirlos a la sartén. Salar y rehogar unos cinco minutos para que resalte el sabor del calabacín, hasta que éste empiece a ponerse transparente.

Finalmente, añadir el tomate y dejar que cueza todo junto unos 15-20 minutos, hasta que el calabacín esté hecho y tomate esté entero pero se deshaga al tocarlo con la cuchara.

Aplastar el diente de ajo y disolverlo en la salsa. Probar el tomate, y si está muy ácido, añadir una chucharada de azúcar. Corregir de sal.

En este punto, el pisto se puede dejar enfriar y guardar en la nevera, si se quiere. Justo antes de comerlo, calentarlo bien en una sartén a fuego medio-fuerte, y cascar los huevos encima. Añadir una pizca de sal y dejar que las claras se cuajen un poco sin remover.

Al final, romper las yemas y dar una vuelta suave a todo el conjunto, sin marearlo. Cuando el huevo esté semilíquido, cremoso pero no baboso, sacar de la sartén a la fuente y servir inmediatamente.

La vi aquí: http://ondakin.com/2009/10/07/pisto-a-la-bilbaina-de-mi-madre

Deja un comentario