Intersección

Nunca espera a acabar de mear para tirar de la cadena.

Intersección

Lo vive con una sensación de eficiencia de tiempo muy gratificante, más liberadora que el propio mear, una satisfacción en un terreno mucho más sofisticado, un orinar conceptual que se produce a la vez que el puramente fisiológico.

Así, no solo interseccionan la micción de orina y el fluir del agua de la cadena, sino que también la satisfacción física y la espiritual.

Es una experiencia bastante completa a varios niveles.

Hay también un tema de librarse totalmente de la orina de una sola tacada, sin tener que pasar por el aro del proceso en dos tiempos.

http://laabuelabloguera.blogspot.mx/

Deja un comentario