Donde estuvo tu cuerpo

Se inclinaban los cielos hasta tocar la arena

donde estuvo tu cuerpo.

César González Ruano

Deja un comentario