El «zasca» de Pérez-Reverte a nuestra clase política a cuenta de la república romana

«Busquen ustedes entre nuestros políticos, por favor, un presidente de república sereno, culto, prestigioso, honrado, ecuánime y decente. ¿A que no salen nombres?» escribe el autor en «Civis romanus sum», su columna de este domingo en la revista del XL Semanal

Arturo Pérez-Reverte durante una conferencia

Confiesa Arturo Pérez-Reverte, en su columna publicada este domingo en la revista XL Semanal, que a veces no es sincero cuando le piden etiquetas políticas que le definan. En ocasiones, «lo que digo es que me gustaría ser jacobino con guillotina incorporada. Chas, chas, chas. Pero la mayor parte de las veces suelo decir la verdad. Que soy republicano, pero con un matiz importante: republicano de la república romana. No confundamos las cosas».

El autor de «Falcó» reconoce que su idílico modelo no encaja en la España actual: «¿imaginan ustedes una república cuya autoridad máxima pasara cada cuatro años de mano en mano entre individuos como Aznar, Zapatero, Rajoy, Sánchez, Casado, Abascal, Rivera, Torra, Echenique o Iglesias?… Busquen ustedes entre nuestra clase política, por favor, un presidente de república sereno, culto, prestigioso, honrado, ecuánime y decente. ¿A que no salen nombres? Por eso, como he dicho alguna vez, soy republicano de razón y monárquico por necesidad. Felipe VI me parece una buena persona, muy bien formada e inteligente, que conoce perfectamente su papel y lo ejecuta de modo impecable».

El escritor relata después los beneficios que podría reportar a nuestra clase política el conocimiento de república del siglo II antes de Cristo «sería menos analfabeta, menos estúpida y más honorable en actitudes y discurso».

Lean la columna completa pinchando en este enlace y descubran el resto de lecciones que podrían aprender nuestros políticos «si tuvieran decencia y leyeran, o si adquiriesen alguna decencia leyendo».

https://www.abc.es/cultura/a

Deja un comentario