9 de Julio

peatonesBuenos Aires, Argentina. Día de sol. Avenida 9 de Julio. Semáforo rojo. Se junta gente que quiere cruzar. Enfrente también. El semáforo demora. Viene más gente por ambos bandos. Cada destacamento mira firmemente el semáforo opuesto, haciendo acopio de fuerzas. “Ánimo, muchachos”, dice un individuo a sus compañeros de acera, “ya llegará el día en que podamos cruzar”. Los demás lo reconocen inmediatamente como su líder. “Quizás algunos mueran en la empresa”, sigue diciendo él, “pero esos quedaran para siempre en nuestros corazones”. El semáforo continúa en el rojo. En frente, el bando contrario designó como líder a una mujer. Su aparatoso tren delantero la hace especialmente apta para violentos impactos frontales con peatones de sentido opuesto. “Estamos contigo, Tatiana” le gritan algunos. “Ese no es mi nombre” contesta ella, pero igualmente lo asume, como Wojtila el de Juan Pablo. Desde enfrente, el otro líder la mira, y le muestra el dedo medio de su mano derecha. Sus camaradas, hombres y mujeres, lo imitan. Algunos tienen binoculares y eligen contra quien van a chocar. Otros despliegan la navaja de su alicate, y la exhiben a modo de proa. De pronto, semáforo amarillo. Un estudiante, de los de Tatiana, pregunta si puede pintar de azul el vidrio amarillo del semáforo que está de su lado, para que quede verde y los del bando contrario, al tratar de cruzar, sean apisonados por los coches. La jefa le pide paciencia, y le asegura que a su debido tiempo ningún adversario quedará en pie. El estudiante recita a García Lorca “verde que te quiero verde”. Por fin el semáforo cambia. “A ellos”, grita el líder de enfrente, “hay que enterrarlos en el asfalto; el sol esta de nuestra parte y ya lo reblandeció un poco”. Ambas cohortes inician su marcha hacia la colisión. Tatiana se acomoda el corpiño. El otro líder acomoda a su gente por orden de altura. “Las mujeres y los niños primeros”, dice. Todos avanzan con paso resuelto. Los autos, inmóviles, observan el espectáculo, y una cuadrilla de niños marginales que habitualmente se dedica a limpiar los vidrios de los coches a cambio de monedas, está ahora levantando suculentas apuestas referidas al desenlace de la cruzada peatonal. Atención, faltan pocos metros. Ya está, ya está. Dos pasos, un paso. Y entonces, súbitamente, todos cambian radicalmente su actitud. Empiezan a pedirse permiso unos a otros y a esquivarse. Se acabó Tatiana. Apenas si se producen algunos roces totalmente inocuos. Nadie cae, nadie es aplastado. Todos llegan a destino, a las respectivas aceras de enfrente, y continúan los abúlicos trayectos que habrán de conducirlos al desempeño de sus estúpidas ocupaciones. Nadie recuerda su intención preliminar. Todos fingen civismo, que cagones.

Leo Masliah

ENCRUCIJADA

crossroads

ES LA HISTORIA DE UN JOVEN Y TALENTOSO GUITARRISTA (MACCHIO) OBSESIONADO CON EL BLUES, EN PARTICULAR CON EL ESTILO DE UN DESAPARECIDO Y FAMOSO MUSICO COONOCIDO COMO “BLIND DOG”, EL CUAL SEGUN LA LEYENDA LOGRO SER EL MAS FAMOSO MUSICO DE BLUES EN LAS HISTORIA NORTEAMERICANA, GRACIAS A UN PACTO HECHO CON SATANAS EN UNA ENCRUCIJADA (UN CRUCE DE CAMINOS), PAGANDO CON SU VIDA EL PRECIO DE DICHO PACTO, Y DEJANDO LA QUE  SE CREIA ERA SU MEJOR CANCION SIN HABERLA GRABADO.
OBSESIONADO CON ESTA INFORMACION Eugene Martone (MACCHIO) SALE A LA BUSCA DE WILLIE BROWN (JOE SENECA) UN VIEJO INTERPRETE DE HARMONICA Y QUE  FUE EL  MEJOR AMIGO DE “BLIND DOG”; DESPUES DE INGRESAR A TRABAJAR A UNA CASA DE RETIRO DONDE EUGENE DESCUBRE AL VIEJO WILLIE, TRAS PROMETERLE AYUDARLO A ESCAPAR DE AHI, LOS 2 PARTEN HACIA EL SUR DE LOS EE.UU. CON EL UNICO OOBJETIVO DE ENCONTRAR LA CANCION QUE LLEVARIA A EUGENE A LA FAMA.

DURANTE EL CAMINO Y DESPUES DE VARIOS CONTRATIEMPOS Y SORPRESAS (ENTRE ELLAS CONOCER A UNA CHICA QUE  SE LES UNIRIA EN SU VIAJE, FRANCES (JAMI GERTZ), LLEGAN A MISSOURI, LA CUNA DEL BLUES, TAN SOLO PARA DESCUBRIR QUE LA PROMESA DE WILLIE HECHA A EUGENE DE AYUDARLO A ENCONTRAR LA CANCION DE “BLIND DOG” NO ERA MAS QUE UNATRETA PARA REGRESAR AL SITIO DE LA LEYENDA Y ENFRENTAR A “SCRATCH” (SATANAS) QUIEN HABIA HECHO CON WIILIE EL MISMO PACTO QUE CON BLIND DOG, PERO ESTANDO ESTA VEZ MUY VIEJO PARA ENFRENTAR EL DESAFIO DE SCRACTH PARA SALVAR SU ALMA (EL CUAL CONSISTIA EN UN DUELO ENTRE MUSICOS ) ES EUGENE QUIEN ENFRETA A  O.Z. EL MEJOR GUITARRISTA ESCOGIDO POR SATAN PARA DEFINIR SI EL SERIA DUEÑO DE LOS DOS, O ELLOS ALCANZARIAN SU LIBERTAD AL FIN.

Un fragmento del final de la pelicula

Preguntas trampa

preguntas trampa

Hay preguntas que contestarías sin problema alguno si te las planteara un amigo. Sin embargo, si es ella quien te las hace, se convierten en “preguntas trampa”. Yo llamo “preguntas trampa” a esas preguntitas que parecen inocentes y que tu pareja te hace para que te sientas culpable, aunque no hayas hecho nada malo…

Por ejemplo, te has ido a cenar con los compañeros y cuando vuelves, ella está esperando en la cama, preparada con su pregunta trampa:

-¿Qué tal te lo has pasado?

Mucho cuidado con lo que le contestas, porque si le dices:

-Huy, muy bien, me he reído más con María… ¡No, no, con María no, con el de administración!.

Ya la has cagado. Se dará la vuelta y pondrá su culo de barrera
entre los dos.

Tampoco puedes decirle que te lo has pasado regular, porque te dirá:

-Pues entonces, ¿para qué vas? Todos los años dices lo mismo y
todos lo años vuelves.

Y pondrá su culo entre los dos.

Vamos, que si quieres tener su culo a favor, sólo hay una respuesta posible:

-¡Mal, me lo he pasado muy mal!

En las relaciones de pareja hay que estar siempre alerta, porque
cuando menos te lo esperas, te lanzan el anzuelo a ver si picas:

-¿Te gustó el vestido que llevaba Marta el jueves?

En este caso sólo hay una respuesta posible:

-¿Cómo era? No me fijé…

Porque, como te haya gustado e incluso si no te ha gustado, la
siguiente pregunta es:

-¿Ah sí? ¿Y cómo iba yo vestida?

Y es que hay una ley inquebrantable con respecto a sus amigas. Nunca le digas que su amiga es guapa, por mucho que insista. Si te pregunta:

-Está guapa mi amiga Sara, ¿verdad?

¡Danger! ¡Peligro! ¡Calavera con dos palitos!

-¿Tu amiga Sara? Pero si parece un calamar…

-Pues ahora que ha adelgazado está muy bien.

-¿Que ha adelgazado? ¡Pues como no sea de los codos!

¡Nunca lo admitas! Te diga lo que te diga, tú no cedas:

-Pues la han elegido Miss Mundo.

-Estará comprado el jurado…

Hay una pregunta trampa a la que yo le tengo auténtico pánico:

-Cariño, ¿tú crees que estoy más gorda?

En este caso es importantísimo la reacción rápida, no dejes pasar ni medio segundo antes de contestar:

-¡No! ¡No estás gorda!

No se te ocurra dudar lo más mínimo, porque como le digas:

-Pueeees, no sé… No.

Ella saltará:

-¿Cómo que no lo sabes? ¿Es que no se ve? ¡Pues yo sí que
veo que tú estás más gordo! ¡Que se te ha puesto la papada como una saca de correos!

De todas formas, no os hagáis muchas ilusiones porque tengo que decir que hay algunas preguntas trampa en las que contestes lo que contestes quedas mal. Yo creo que antes de hacerte una de ellas te deberían leer tus derechos, porque cualquier cosa que digas será utilizada en tu contra.

Por ejemplo, si durante una limpieza general, ella dice:

-¡Huy!, aquí hay una foto de tu ex. ¿Qué hago con ella?

Macho, estás perdido. Si le dices:

-Rómpela.

Mal, porque te dirá:

-¿Qué pasa, que todavía te afecta cuando la ves?

Pero como le digas:

-Mujer, las fotos no se rompen.

¡Mal!

-Ah, ¿no? Pues no sé para qué la quieres. ¿Qué pasa, que te
vas a hacer un póster? Pues en esta foto está horrible, ella nunca ha sido mona, pero aquí tiene una cara de pan…

No hay escapatoria posible.

Hay que estar siempre atento, ya que puede asaltarte con una pregunta trampa cuando menos te lo esperes:

-Cariño, me han dicho mis padres que este año quieren venir a casa a pasar las fiestas. ¿Qué les digo?, ¿que sí o que no?

Si eres sincero y le contestas:

-Pues no me apetece mucho, para qué te voy a engañar…

-Claro, qué fácil, cómo se nota que no son tus padres, si fueran
tus padres ya estarías perdiendo el culo.

Pero si le dices:

-Ah, muy bien, pues que se vengan.

-Claro, qué fácil, como tú no haces nada… ¡Hala, a llenar
la casa de gente! ¿Por qué no invitamos a cenar a la orquesta de Luis Cobos?

Algunas preguntas trampa se pueden convertir en una auténtica
pesadilla: cuando estás tan tranquilo, ella aprovecha y te lanza:

-¿Me quieres?

-Pues claro.

-¿Pero me quieres como antes?

-Te quiero más.

-0 sea, ¿que no me quieres como antes, que no podías vivir sin mí?

-Síí.

-¿Sí, qué?

-Que te quiero.

-¿Pero me quieres como antes?

-Te quiero más.

-0 sea, que no me quieres como antes.

¡Coño, dan ganas de separarse! ¡Aunque sea sólo por acabar la
conversación!

Pero sin duda la pregunta que más odio de todas es ésta:

-¿En qué piensas?

-En nada.

-En algo estarás pensando.

-Pues no, no estoy pensando en nada.

-Vale, vale, si no quieres decírmelo no me lo digas…

-No es que no quiera decírtelo, es que no estaba pensando en nada.

-Aunque sea una tontería en algo estarás pensando.

¿Pero por qué ese empeño en que piense? ¡Pues no pienso en nada! ¡Y no quiero que vengan sus padres! ¡Y está más gorda! ¡Y su amiga Sara está muy buena! ¡Y que viva la orquesta de Luis Cobos!!

De a poco

enrique_pinti

Yanqui: Si ustedes no tienen superoblación, no tienen pobreza, no tienen huracanes como en la Florida por ejemplo que vienen esos huracanes con nombre de mujer o de hombre, ¡ahí viene Anita, ahí viene Andrés! y te hacen mierda una ciudad íntegra, si ustedes no tienen los terremotos que tenemos en los Ángeles en California, ¿por qué están tan mal?

Pinti: Nos fuimos a la mierda nosotros.

Yanqui: ¿Pero cómo se fueron a la mierda?

Pinti: De a poco… uno se va a la mierda de a poco, uno no se da cuenta, ojala se diera cuenta antes, uno se está peinando un día los tres o cuatro pelos en el peine y cuando te queres acordar estas pelado, empezás a olvidarte de todo, empezás a no ver, ¡no veo nada de noche, no veo nada de noche! ni de día, nunca más ves, pero como no querés ponerte los anteojos porque eso es recibirse de viejo choto empezás a hacer mierda los ojos tratando de averiguar que son esos bultos que se menean en la oscuridad. Llega un momento que no sabés si las cosas están paradas, se mueven, no tenes idea, decís ¿Qué es eso? Un árbol, un auto, ¡no! salí, te va a pisar, salís cagando. Empiezan las contracturas, no se van las contracturas, no como cuando uno era joven, ¿no es cierto? ¿Viste cuando uno era joven?…nada, te hacen un masaje, te arreglan de un lado y te cagan del otro porque estás echo mierda por la osteoporosis o por lo que sea, entonces ya estás como un colchón: el colchón cuando está mal hay que tirarlo no se puede rellenar, y uno es un colchón. Te das cuenta porque te empiezan a salir picos de loro, porongas de ganso, hernias de disco, todo te sale, hecho bolsa empiezan las contracturas las mierdas, nada, todo te resulta más alto o más bajo, nada es como a tu medida como cuando eras joven, ¡Estos coches son demasiado bajos, mira estos japoneses de mierda, mira lo que hacen!, no, no, no, se me descoloco un menisco, no me agarres de la mano que tengo un reuma no se que mierda pasa, un reuma deformante que ahora me vino.

Los colectivos te quedan a tres kilómetros de alto, parecen la cordillera de los Andes, ya no podés subir, en movimiento ni hablar, pero ni quieto podés subir. Yo las veo a las viejas, “empújeme el culo, joven que no llego”, “no arranque, no arranque chofer por favor que todavía no subí, puedo ser su madre” ¿Mi madre vos, vieja de mierda? Ponen segunda arrancan y te llevan flameando tres cuadras, te arrastran por el piso, nadie te tiene consideración, los jóvenes te empujan, ¡Camine mas rápido! ¡Vuelva al nicho abuela! Y así, hecho bolsa, empezás a hablar de temas que nadie conoce, de músicas que nadie escuchó, nombrás películas que la gente se queda pensando, ¿En qué época se estrenó? ¿Era muda?

Y un día se te escapa un pedo, ¿Como puede ser? Yo era un maestro reteniendo pedos, y ahora ¿Qué es esta incontinencia? En un ascensor lleno de gente, todo el mundo sabe que fuiste vos, sos el que pone más cara de boludo, después son dos pedos, tres pedos, cuatro pedos. Las mujeres se ponen osteoporósicas. Después de los 40 años se les empiezan a desgastar los huesos, a quebrar las caderas, empiezan a tocarse las tetas todo el día, ¿Donde está el bulto?, ¿¿donde está el bulto?? Las que se pusieron siliconas se le pudren después de los cuarenta años, se revientan los culos, se caen las tetas, tienen que operarlas de las cuatro tetas, las dos buenas, las dos malas, y finalmente les terminan extirpando un pecho, ¡Soy una castrada soy una desgraciada, me siento mal, no quiero hacer más el amor! Y no hacen el amor con nadie, se vuelven frígidas.

Los hombres después de los cuarenta empiezan a joder con la próstata, mean mean y vuelven a mear, mean, mean y vuelven a mear, después viene el período en que no meas más, parece que vas a mear pero no, es una falsa alarma. Te arde, te pica, meas torcido, no se te para ni con el himno armenio, ya después se te baja, sos impotente, así que entre el hombre impotente y la mujer frígida cojer no es un pecado, es un milagro. ¿Cómo se va a poder hacer? No fifás, no comés, todo te cae mal, ardores de estómago, se te escapan los pedos, se te caen los dientes, estás pelado, y así con la chata incorporada hecho una masa de huesos osteoporósicos estás hecho bolsa en la cola de la jubilación y decís, ¿Como empezó todo esto? ¡De a poco empezó!

Monologo de Enrique Pinti

Un sacrificio para salir de la crisis

sacrifcios_humanos
Siempre nos hablan de crisis económica y eso ya cansa. Desde que tengo uso de razón que nos hablan de hacer sacrificios para el bien de todos. Nos piden que nos ajustemos el cinturón, y la triste verdad es que muchos ya lo hervimos para hacernos un caldito.
Y es que ya no sabemos que hacer. Si hasta hay mujeres que se embarazan para tener la panza llena.
A nosotros nos piden sacrificios y más sacrificios, pero nunca nos toca una vaca gorda, al menos no hasta que pasan unos años de casados.
Dígame ¿Cuándo la vamos a pasar bien? No me responda. Se lo digo yo, así no gasta energía y se ahorra de robarle el maíz a las palomas: Nunca. ¿Y sabe por qué? Porque los genios de la economía siempre se equivocan.
Seguro que no se va a sorprender con lo que tengo para decirle, pero se dará cuenta que todo este tema de la crisis tiene una causa concreta. Perdimos la orientación, nos perdimos en el camino y ya no sabemos para donde agarrar.
¿Y sabe cuando perdimos la ruta? Cuando olvidamos a nuestros mayores. Ellos conocían recetas para hacer crecer a un país. Fíjese, por ejemplo, en los cartagineses. Ellos pudieron, durante siglos, ser un pueblo de comerciantes prósperos. Eran ricos, su gente no pasaba hambre y eran admirados en todo el Mediterráneo. Y si no se cruzaban con los romanos, seguro todavía teníamos cartagineses para rato.
Y los aztecas, ¿Qué me dice de los aztecas? Ellos si sabían como gobernar, querido. Eran dueños de América Central, Méjico y vaya a saber que cosa más. Tenían tanta guita que inclusive se daban el gustito de hacerse alguna pirámide. Y ese es el colmo del lujo ¿Dígame que millonario actual tiene una pirámide? Ninguno. Imagínese la de guita que tenían esos aztecas. Pero claro, les cayó Hernán Cortez y los aztecas se fueron por los caños.
Y eso es lo que pasa siempre. Cuando estamos sacando la cabeza del barro, cuando parece que nos vamos para arriba, te viene un ejército extranjero y te conquista y anda a llorarle a la virgen desatanudos. Y después vuelve todo a lo mismo. Otra vez crisis, otra vez hay que llenar la bañera de agua, salir a comprar fideos y mirar programas de cocina para acordarse como era comer.
Ahora la cuestión es que para salir de la crisis ya no basta con los economistas. Acá hay que tomar medidas más extremas. Fíjese que en la crisis del año 30 a nadie se le ocurría aumentar el precio de los cigarrillos para salir del pozo. No, mi amigo. Ahí se hicieron reformas con toda la polenta. Eso si, duró poco. No pasaron 80 años y ya estamos revolviendo los tachos de basura otra vez.
¿Usted sabe por qué eran prósperos los aztecas y los cartagineses? Por una simple razón: hacían sacrificios humanos. Ese el es el quid de la cuestión. Nada de pedir financiamiento externo o meterse en el Mercado Común Europeo o mandarle unas medias ensalivadas a los yanquis. Ellos sabían que había que estar bien con los dioses. Por eso, cada tanto, se mandaban una buena festichola, ataban a alguno y lo daban en sacrificio.
Claro que todavía hay países que hacen sacrificios humanos, pero los hacen mal. Quieren que la gente se muera de a poco, que se maten entre ellos o por la miseria. Y ese es un claro error. Lo que se necesita en un buen sacrificio humano es que sea espectacular, que haya gritos, fuego y gente desmayada.
Los aztecas te subían a la punta de la pirámide, te abrían al medio como a un pollo y después te tiraban rodando por las escaleras ¡Que show! Y nada de efectos especiales. Ahí era todo en serio.
Dígame, ¿Si usted fuera un Dios, qué prefiere? ¿Ver a un niño con moscas en los ojos, el vientre hinchado y que pesa 11 kilos? No, eso es una verdadera depresión. Ahí ningún Dios como la gente nos va a ayudar.
Para captar la atención de los dioses necesitamos verdaderas sangrías, estilo Tupac Amarú. Píenselo. Cuando usted hace zaping en la televisión, ¿se va a detener en un canal donde hay gente pobre haciendo nada? Por supuesto que no. Usted se detiene donde hay explosiones, violencia y todas esas cosas entretenidas. Bueno, con los dioses es lo mismo.
Pero claro. Los genios que nos gobiernan van a seguir intentando con Keynes, Marx o la economía de mercado.
Y, mientras tanto, que la gente se siga muriendo, pero eso si, haciendo poco ruido.

Claudio de la Gente para HumorComico.com

El besugo y el chorizo



gooffie animadoDo amigos se encuentran el lunes en la oficina:

- Hombre! Qué tal el fin de semana? Habias ido a la playa no?
- Pues sí, fui a la playa con mi mujer y los niños. Y no vas a creer lo que me pasó. Pues resulta que fui a dar un paseo por la ria, donde se ponen los pescadores. Iba yo comiéndome un bocadillo de chorizo y observé que los peces se tiraban a las migas que caian al agua. Pues nada, que ni corto ni perezoso, metí el chorizo en el agua y viene un besugo, que no sé qué hacía ahí, le pega un mordisco al chorizo, tiré de él y lo saqué del agua. Macho, no veas que besugo! 20 Kg, oye!
- Coño! Vaya pedazo de bicho, no?
- Pues como lo oyes. Y tú que tal, el fin de semana?
- Calla, no me hables, que estoy metido en un lio tremendo!
- Coño, qué pasó?
- Pues nada, que me fui a cazar. Estuve todo el día por el monte, y nada. Oye, es que ni una pieza. Total, que cuando estaba de vuelta al Land-Rover, veo que cerca de la carretera aparece un ciervo. Casi sin pensarlo le apunto y lo dejo seco.
- Anda, la leche, que suerte! Oye, pero no estamos en veda?
- Coño, claro que estamos en veda. Ahí empezo el lio. Y lo malo es que cuando me acerqué, resulta que era una cierva, y estaba embarazada.
- Coño! Y qué hiciste?
- Pues que voy a hacer! Cogí una pala del coche y me puse a cavar un agujero para enterrar a la cierva.
- Míralo que pillín!
- No, calla, calla, que resulta que cuando ya estaba acabando el agujero, resulta que aparece el guarda!
- OSTIA! Qué multa, macho!
- Que multa, ni qué carajo! Cabreado como estaba, no se me ocurrió otra cosa que coger la escopeta, y le pegué dos tiros, macho
- AAAAAAHHHHH! A LA CARCEL, MANOLO!
- Sssshhhhhhh! Quieres hablar más bajo, ostia?
- (A la carcel, Manolo, a la puta carcel vas a ir, por burro)
- Que no, capullo, no ves que tenía hecho un hoyo? Pues nada, con enterrar al guarda con el ciervo, se acabó el problema.
- NO ME JODAS, MANOLO!
- Ssshhhhh! Sí hombre, lo malo fue que cuando estaba metiendo al guarda en el agujero, apareció una pareja de la guardia civil.
- AAAAAAAHHHHH! OSTIA, MANOLO! (ostia, Manolo, que hiciste!)
- Coño, qué voy a hacer! Qué quieres, que me metan en la carcel? Les pegué cuatro tiros a los dos! Total, con hacer más grande el agujero...
- AAAAAAAAAAHHHHHHHHHH!!!!!! A LA CARCEL PA TODA LA PUTA VIDA!
- SHSSSHHHHHHH! Quieres hablar más bajo???!!!! Lo peor es que cuando estaba agrandando el agujero, se acerco por la carretera un autobus, y al ver el coche se paró. Joder, Federico, un autobus lleno de turistas ingleses, te lo puedes creer???
- AAAAAAAAAAAAAAAHHHHHH!!!! NO ME JODAS,MANOLO! OSTIA NO ME JODAS! QUE HICISTE C..... ........ !!! AY TU PUTA MADRE!!!! QUE LE HICISTE A LOS TURISTAS!!!!
- MIRA JODIDO, YA LE ESTAS QUITANDO KILOS A TU PUTO BESUGO, O ME CARGO A TODOS LOS INGLESES AHORA MISMO!!!!!!!!