El pepino

Dando vueltas por la Red me crucé con un interesante artículo, The Amazing Cucumber (El asombroso pepino), y descubrí sus particularidades:

 

Los pepinos contienen muchísimas de las vitaminas que se necesitan cada día: Vitamina B1, B2, B3, B5, B6, ácido fólico, Vitamina C, Calcio, Hierro, Magnesio, Fósforo, Potasio y Zinc. Son perfectos como energizantes cuando, por ejemplo, se ha dejado de consumir excesos de café a diario.

Sirven para desempañar cristales, los del baño después de una ducha, los del coche cuando llueve. Basta con frotarlos sobre los cristales y además dejan un delicioso aroma.

Ahuyentan las babosas y gusanos del jardín: colocas unas pocas rodajas en una lata pequeña y el jardín estará libre de plagas toda la temporada. Los químicos en el pepino reaccionan con el aluminio y emiten una esencia indetectable para los humanos pero que vuelven locas a las plagas que se apoderan de las plantas.

¿Quieres evitar la resaca o un dolor de cabeza terrible luego de una noche de excesos? Come una rodajas de pepino poco antes de ir a dormir y despertarás renovado y sin dolor de cabeza. Los pepinos contienen suficiente azúcar, vitaminas B y electrolitos para reponer los nutrientes esenciales que el cuerpo pierde. Puedes frotarlos sobre tus zapatos para que luzcan relucientes. Sus químicos proporcionarán un brillo rápido y durable, y además los volverá impermeables. Si las bisagras de tus puertas hacen ruido, frótala con una rodaja de pepino y se solucionará el problema. También será muy útil para limpiar tu fregadero y grifos de acero inoxidable. Y si tienes mal aliento, presiona una rodaja de pepino unos treinta segundos contra tu paladar y la halitosis desparecerá.

En fin, a todas estas utilidades hay que agregar las ya conocidas, como el cuidado de la piel y sus propiedades desinflamatorias.

Leído en: http://es-us.mujer.yahoo.com/blogs/botica/los-increibles-usos-del-pepino-233627811.html?page=3
 

Deja un comentario