EL SOLISTA

No hay texto alternativo automático disponible.

Solo buscaba las notas temperadas,
Solo buscaba la paz en su música,
En la música de su corazón y su mente.
Solo buscaba el aire limpio de sus notas,
Solo el aroma de unas partituras perdidas,
Y no pidió jamás un detective.
Solo quería hacer sonar su instrumento casero,
Aquel violín que le daba la libertad,
Solo pretendía…Bah, no pretendía nada.
Era el ser feliz en las calles con su música,
En esas calles donde veía el cielo,
Donde corría el aire,
Solo eso.
Un día la sociedad de la que huía,
Descubrió su talento,
Quiso “ayudarle”,
Ayudar a un ser feliz,
A un músico feliz.

José De Benito

Deja un comentario